Antes de hacerte un peeling o incluso ponerte una crema, sería conveniente que conocieses muy básicamente la piel.

De ese modo es mucho más fácil que comprendas cómo actúan los diferentes tratamientos médicos y cosméticos.

El peeling es un procedimiento frecuente, una importante arma terapéutica en los tratamientos de estética en la actualidad.

Se puede realizar en cualquier parte del cuerpo y está especialmente indicado para diversas alteraciones cutáneas como la cicatrices que deja el acné, para suavizar el fotoenvejecimiento, para el tratamiento de manchas, de estrías, cicatrices…

Capas de la piel 

  • Epidermis

La piel tiene un espesor variable, según la zona del cuerpo. Está adaptada a la función, por eso en las plantas de los pies es más gruesa y la de la cara es más fina y sensible.

A su vez no es un órgano estático.

Con múltiples terminaciones nerviosas, es el que nos pone en contacto con el medio exterior y a su vez nos aísla del medio exterior.

 

La epidermis es la parte más superficial, la que está en contacto con el exterior.

Estracto Basal 

A su vez tiene capas y las células van moviéndose y migrando desde la parte más profunda a la más superficial

En la parte más profunda y baja de la epidermis está la capa basal.

Es una línea de células todas ellas bien monas, con una forma columnar, con todos sus componentes celulares íntegros y demás.

Estas células troncales se van dividiendo y diferenciando y dan lugar a la siguiente capa, la espinosa.

Estracto Espinoso

Justo por encima de la hilera basal, en el estrato espinoso están los queratinocitos con forma más de poliedro, como con espinas, ahí todos mezclados.

Esta capa es más gruesa en las zonas de mayor rozamiento.

Cuando estas células empiezan a generar en su interior corpúsculos de queratina, se diferencian, a una forma más granulada, van avanzando y forman la capa granulosa.

Estracto Granuloso

Encontramos estos queratinocitos llenos de granitos de queratina en su interior. Estas células cada vez van teniendo más gránulos en su interior de queratina y eso hace que las células se vayan juntando mucho entre ellas.

A su vez están tan pegadas que de fuera solamente se permite el paso de moléculas muy muy pequeñas.

Las células se van muriendo y se pasa a la siguiente capa

Estracto Córneo

(en las zonas de mucho rozamiento hay una capa intermedia que se llama Capa lúcida)

En esta última capa están todos los queratinocitos que ya han perdido su núcleo y todo. Algunos las llaman corneocitos.

Realmente es esta capa de células muertas es la que protege frente a la desecación, patógenos y daños físicos y químicos.

¿Y dónde quedan los melanocitos que dan el color?

¡En la capa basal!

¿Y qué pasa con las manchas?

Las células cabra como las llama Veronica Vivas que aquí explica estupendamente son células que se vuelven un poco locas y son las responsables de las manchas en la piel.

Estas células que se vuelven locas, pueden estar en cualquier capa. Lógicamente, cuanto más abajo, más rebelde las mancha y para quitarla deberemos realizar tratamientos más agresivos (peeling medios, láser, despigmentantes cañeros…)

  • Dermis.

Es la capa que está por debajo de la epidermis. Formada por varios componentes:

El colágeno es el principal componente. A su vez, hay varios tipos:

-El tipo de colágeno más abundante en la piel de los adultos es el colágeno tipo I.

¡Es el que mola!

El colágeno tipo III es el segundo más abundante en la piel de los adultos y es el primer colágeno que aparece en la cicatrización de las heridas.

El colágeno tipo IV es un tipo muy flexible pero mucho menos abundante.

El colágeno tipo V se localiza en los vasos sanguíneos.

-Después tenemos el colágeno tipo VII, el tipo VI y el FACIT (colágeno fibrilar asociado con la interrupción de la triple hélice), los cuales pueden ayudar a formar el colágeno tipo I.

A parte del colágeno también tenemos fibras elásticas tipo Elastina. Fibrilina. Las que como su palabra indica da las propiedades elásticas de la piel.

Cuando tomamos mucho el sol, lo que llamamos fotodaño, se produce una acumulación de los productos de desecho de sustancias. Y da lo que conocemos como elastosis. Esta piel gruesa, acartonada y llena de arrugas.

Glicosaminoglicanos (ácido hialurónico), proteoglicanos y fibronectina

Ayudan a regular la hidratación de la piel, es el gel sobre el que están las células y las fibras de colágeno. De estos, forma parte el maravilloso ácido hialurónico.

Estos componentes están en la dermis la cual a su vez, se divide en 2 capas

  •   Papilar

Es una capa más finita en forma de papilas por debajo de la epidermis

  •   Reticular

Más ancha con más fibras y donde están los anejos (pelos, glándulas…)

  • Hipodermis o tejido celular subcuténeo.

Por el que discurren los vasos y está formado por grasa.

Ciclo de la piel 

La piel va sufriendo una renovación constante. Cada mes aproximadamente las células de la capa basal que se van dividiendo y diferenciando suben a la superficie y degeneran con corneocitos.

Con el paso del tiempo, este proceso se ralentiza llegando a durar unos 40-60 días.

Con el peeling, lo que hacemos es meterle un chute de energía. Y con los retinoles en rutina también.

Espero haberte servido de ayuda.

PDT; si te preguntas por el colágeno tipo II y por que no aparece en la lista, es porque es el colágeno presente en el cartílago.

Y al menos ahora cuando te hablen de colágeno o ácido hialurónico sepas de que va la historia.

¡Feliz Semana!